“OTRAS” HISTORIAS DE NAVIDAD: DESDE EL 21 AL 26 DE DICIEMBRE

“OTRAS” HISTORIAS DE NAVIDAD: DESDE EL 21 AL 26 DE DICIEMBRE.

pc070006-collage

Hay muchas anécdotas, sucesos, historias y acontecimientos de todo tipo (incluso terribles) que tienen que ver con el día de Navidad o con alguna fecha próxima, que en todo caso queda condicionada por esa cercanía. Por ejemplo, fatídicamente hay varios famosos fallecidos en este día. Además de Charles Chaplin (16 de abril de 1889-25 de diciembre de 1977), del que ya hablamos en otro artículo, o del conquistador extremeño Pedro de Valdivia (17 de abril de 14971-25 de diciembre de 1553), que también mencionamos, W. C. Fields (1880-1946), el conocido actor y showman norteamericano de los dorados años treinta, falleció de hemorragia estomacal en este día de Navidad, que por cierto odiaba. El cantante, actor y miembro del “Rat Pack”, Dean Martin (1917-1995) también murió el 25 de diciembre, a causa de una insuficiencia respiratoria, y James Brown (1933-2006), el “padrino del soul”, falleció este mismo día a causa de una neumonía.

Nicolae Ceausescu y su esposa Elena en la Navidad de 1979
Nicolae Ceausescu y su esposa Elena en la Navidad de 1979

No solo hombres del espectáculo, también el político y Presidente de Rumanía, Nicolae Ceaușescu (1918-1989), encontró el final de sus días en Navidad. Muy pobre culturalmente (no fue más que cuatro años a la escuela primaria) era conocido como un líder comunista aperturista que se alejó del Pacto de Varsovia, pero que en realidad sumió a la población rumana a la más cruel de las miserias durante su mandato. El 17 de diciembre de 1989 dio la orden de disparar contra la población que se manifestaba en la ciudad de Timisoara. Este suceso dio origen a una rebelión que se extendió hasta llegar a Bucarest el 22 de diciembre, donde las Fuerzas Armadas se rebelaron y se unieron a los manifestantes. Ese mismo día, Ceaușescu y su esposa Elena, junto a dos colaboradores, huyeron de Bucarest en un helicóptero intentando abandonar el país sin éxito. Fueron arrestados por la policía y entregados al mando militar de los insurrectos, quienes tras un juicio militar sumarísimo, les condenaron a muerte acusados del genocidio de más de 60.000 personas en Timisoara (años después se supo que esta cifra era exagerada, pero no la orden de disparo contra la población en esa manifestación) y de enriquecimiento ilícito a costa de las arcas del Estado. Ambos fueron ejecutados el día 25 de diciembre de 1989.

una_loca_entrevista_poster_latino_jposters

¿Sabían que la película “The Interview”  se estrenó en los EEUU un 25 de diciembre, día de Navidad? Seguramente, si. Y aunque no hayan visto la película, sabrán que tuvo muchísimos problemas con su distribución debido a que trata sobre un hipotético plan para eliminar al presidente norcoreano Kim Jong-un. Dirigida por Evan Goldberg y Seth Rogen, ambos tuvieron la idea ya en el año 2000 y con el anterior dirigente Kim Jong-il como protagonista. Pero olvidaron el proyecto hasta que Kim Jong-il falleció en 2011, y lo retomaron, pero con la figura de su hijo y posterior gobernante de Corea, Kim Jong-un. La película se rodó entre el 10 de octubre y el 20 de diciembre de 2013, pero la distribuidora, Columbia Pictures recibió muchísimas amenazas antes de su estreno previsto para junio de 2014 (los sistemas informáticos de la empresa matriz Sony Pictures Entertainment, fueron hackeados por un grupo que después amenazó con ataques terroristas contra los cines que la proyectasen convirtiéndose en un asunto de seguridad nacional) y decidió retrasarlo hasta esa fecha, 25 de diciembre… tal vez pensando en que en estos días de parabienes y felicitaciones a nadie le importaría “colar” una película sobre un plan de asesinato en lugar de una de esas melosas comedias con Papá Noel en más o menos apuros. No fue un gran éxito de taquilla, pero al menos nadie atentó realmente contra los productores o las salas. En Corea del Norte se interrumpió Internet.

Unos días antes de Navidad, el 21 de diciembre de 1988, tuvo lugar uno de los acontecimientos que más ríos de tinta han ocasionado en los EEUU, el Atentado de Lockerbie: Un avión de la Pan Am, el vuelo 103,  víctima de un atentado terrorista, explotaba en el aire estrellándose en la ciudad de Lockerbie (Reino Unido). Murieron 270 personas: el total de los 259 pasajeros y once personas más en tierra. Con 189 víctimas estadounidenses se convirtió en el más mortífero ataque contra civiles norteamericanas hasta los atentados del 11 de septiembre de 2001. El terrible suceso se convirtió en el objeto de la mayor investigación criminal británica y en uno de los asuntos clasificados más sonados de los EEUU, investigado durante tres años conjuntamente por Scotland Yard, la policía local de Dumfries y Galloway y la CIA y el FBI estadounidenses. Dos ciudadanos libios fueron encontrados culpables del atentado pero Libia se negó a entregar a los sospechosos, por lo que la ONU estableció sanciones contra el país a partir de 1992. En 1999 Muamar el Gadafi (1942-2011) entregó a los dos acusados a la policía en los Países Bajos y tras varios juicios y apelaciones, uno de ellos fue absuelto en el 2001 y el otro condenado a 27 años de prisión, siendo puesto en libertad en agosto de 2009 por razones humanitarias. En EEUU siempre se creyó en la implicación del líder libio. El 23 de febrero de 2011, durante las protestas contra el régimen, el exministro de Justicia, Mustafa Abdel Jalil, aseguró que Muamar el Gadafi fue el que ordenó el atentado terrorista de Lockerbie.

Los astronautas: William Anders, Jim Lovell y Frank Borman.
Los astronautas: William Anders, Jim Lovell y Frank Borman.

También un 21 de diciembre, esta vez de 1968, fue el día elegido por la NASA, la agencia espacial norteamericana, para lanzar al espacio a tres hombres, Frank Borman, James Lovell y William Anders, a bordo de la nave Apolo 8, con el objetivo de orbitar la Luna. Ellos fueron los primeros en hacerlo y en diez ocasiones, además. Era la segunda vez que EEUU enviaba una misión tripulada al espacio. El Apolo 8 tardó tres días en llegar a la Luna y regresó felizmente a la Tierra el 27 de diciembre de 1968, a tiempo para celebrar con sus familias y amigos el año nuevo. Fue tal el éxito de la misión que toda la administración norteamericana, con el Presidente John F. Kennedy a la cabeza, se empeñó en llevar a un hombre a la Luna, deseo que se cumplió con el Apolo 11 en 1969 (esta vez en julio). Pero había mucha expectación con la misión Apolo 8, pues los astronautas pasarían la Nochebuena y la Navidad en el espacio ¿Verían llegar a Papa Noel en su carro tirado por renos? Pues, no. En su lugar, en Nochebuena leyeron por televisión y para todo el país un pasaje del Libro del Génesis de la Biblia, concretamente los 10 primeros versículos. Esta transmisión fue la más vista de la historia hasta entonces en la televisión. Un tiempo después, la famosa activista norteamericana Madalyn Murray O’Hair (1919-1995), fundadora de los “Ateos de América”, interpuso sin éxito un pleito contra la NASA por este mensaje religioso. Fue muy conocida a raíz de una de sus demandas exitosas, la que acabó con la práctica de la oración diaria en las escuelas públicas de Estados Unidos. Tristemente fue asesinada en 1995, junto con su hijo y su nieta, por un miembro de su asociación laica que había sido acusado y despedido por robar dinero a la asociación.

Los astronautas del Apolo 8 celebraron la Nochebuena con una cena especial preparada por el equipo de tierra de la NASA, pavo relleno y unas botellas de aguardiente en miniatura, que no llegaron a abrir por recomendación del comandante, Borman. También pudieron abrir los regalos que habían preparado sus familias.

tumblr_mbjd2ftgk41qztfwbo3_1280

El 22 de diciembre, día del sorteo de la Lotería actualmente, que tanto hace recordar la vuelta a casa por Navidad, tuvo lugar otro suceso relacionado con un avión. Fue en ese día de 1972 cuando son rescatados los 16 supervivientes del Uruguayan Air Force Flight 571 accidentado en la cordillera de los Andes con 36 personas a bordo, que finalmente pudieron pasar la Navidad con sus familias. Este suceso pasó a la historia por la terribles condiciones que tuvieron que afrontar para sobrevivir, comiendo carne humana.

tsunami_tailandia_2004

El 26 de diciembre de 2004, un terremoto submarino en el océano Índico sacudió la zona de Sumatra, Indonesia y Andaman, ocasionando una serie de tsunamis devastadores a lo largo de las costas de la mayoría de los países que bordean el océano Índico, incluyendo partes de Indonesia, Malasia, Sri Lanka, India y Tailandia. Tuvo lugar a las 00:58 UTC, o las 07:58 horas en el tiempo local de la región, del domingo 26 de diciembre de 2004, lo que traducido a la hora del Pacífico Oeste, ocurrió a las 21:58 horas del sábado 25 de diciembre de 2004. Fue el tercer mayor terremoto de la historia desde que se tienen mediciones con sismógrafo (desde 1875 aproximadamente), con un 9,1 en la escala de magnitudes internacional, situado tras el terremoto de 1960 en Valdivia (Chile) y el de Alaska de 1964. Otros terremotos terribles también tuvieron lugar en este mes de diciembre, por ejemplo el que tuvo lugar en 1972 en Nicaragua, de magnitud 6,2 en la escala Richter, que destruyó la capital, Managua y causó más de 10000 muertos.

estreno-lo-imposible-wuaki-tv

Pero el del año 2004 fue devastador. Sus efectos se dejaron sentir, en distintos grados en todo el mundo y el tsunami subsiguiente causó más de 200.000 víctimas (ocho personas llegaron a fallecer en las lejanas costas de Sudáfrica debido al tamaño de las olas), muchas de ellas turistas que pasaban las fiestas de Navidad en la costa tailandesa (cerca del 50% de las víctimas en este país, aproximadamente 2460 personas). Pero además, fueron miles los damnificados por el terrible tsunami. Varios países y personas se involucraron en tratar de paliar la situación en una de las mayores movilizaciones humanitarias de la historia. En total, la comunidad mundial donó más de siete mil millones de dólares (apreciación calculada con el valor de la moneda de los Estados Unidos en 2004) en ayuda humanitaria a los afectados por el terremoto. Varios miles de personas siguen desaparecidas y cerca de un millón sin hogar. En el año 2012, el director español J. A. Bayona recreó en la película “Lo Imposible”, la odisea de la familia española de María Belón, quienes se vieron envueltos en este terrible suceso.

Santa Sofia en Estambul (Turquía)
Santa Sofia en Estambul (Turquía)

Un terremoto también fue la causa de la segunda destrucción de la magna Santa Sofía en Estambul. Construida en el año 360 por Constancio II (o por el gran Constantino, según alguna crónica que anticipa su construcción al 339 o 341), Ayasofya (en turco) es una antigua basílica patriarcal ortodoxa, posteriormente convertida en mezquita (en 1453) y desde 1935 en museo. Pues bien, el primer edificio fue destruido en el año 404 a causa de unos disturbios que tuvieron lugar durante el mandato del emperador Arcadio. Fue reconstruida por el emperador Teodosio II e inaugurada en octubre del 415, pero a consecuencia de una serie de nuevos disturbios, llamados de la Niká, un incendio quemó y derrumbó este segundo edificio, entre el 13 y el 14 de enero del 532. Un mes después el emperador Justiniano I decidió construir una tercera basílica, la más majestuosa de toda la cristiandad.

bizantina028

Pero resultó frágil. Tanto que los terremotos que sucedieron en los años 553 (en agosto) y 557 (el 14 de diciembre), le causaron importantes daños y hubo que reconstruirse la cúpula principal. Finalmente se derrumbó por completo después de un terrible terremoto en el año 558. El emperador ordenó la restauración inmediata, una reconstrucción que elevó la cúpula hasta los 55,6 metros que tiene actualmente. La reconstrucción se completó para ser inaugurada por el patriarca Eutiquio el 23 de diciembre del año 562, día en el que se leyó el poema épico conocido como la “Ekphrasis”, compuesto por el poeta bizantino Pablo Silenciario, una “descripción de Santa Sofía” que aún hoy resulta emocionante. Santa Sofía sufrió varios incendios (año 859), terremotos (años 869 y 989) y saqueos (1198-1204, durante la cuarta cruzada, siendo convertida entre 1204 y 1261 en catedral católica de rito latino) durante los más de mil quinientos años de su existencia, sin que ninguno de esos acontecimientos haya restado un ápice de la majestuosidad, belleza y simbolismo de uno de los edificios más impresionantes que jamás haya construido el hombre.

mapuche-pu-weychafe

Es curioso como los acontecimientos parecen juntarse, a veces macabramente. Si al principio del artículo hablábamos del conquistador español del nuevo mundo, Pedro de Valdivia, fallecido un 25 de diciembre de 1553, y en el anterior párrafo mencionábamos a la ciudad de Valdivia en Chile, como una de las que sufrió uno de los peores terremotos de la historia en 1960, también hay que volver a hacer mención de esta localidad y este conquistador, al hablar de otro acontecimiento que tuvo lugar un 23 de diciembre de 1598. Ese día tuvo lugar la derrota española contra los mapuches en Curalaba.

neues-bild

La batalla de Curalaba tuvo lugar después de que el gobernador de Chile, Martín  García Óñez de Loyola (1549-1598) decidiera emprender la búsqueda de unos grupos mapuches soliviantados que habían dado muerte a dos soldados españoles. El día 21 partió del Fortin de Logontoro, en la ciudad de La Imperial, acompañado de 150 soldados y 300 indios auxiliares yanaconas traídos del Perú, para recorrer las provincias entre La Imperial y Angol, en la zona habitualmente disputada en la Guerra de Arauco, y recorrer las fundaciones más australes del reino: Osorno, Villarrica y la que mencionábamos antes, Valdivia. Pero en un paraje llamado Curalaba, junto al Río Lumaco, les esperaba el líder toqui, el cacique Pelantaro, que asedió a los españoles pillándoles por sorpresa. Tras la batalla, que tuvo lugar los días 23 y 24 de diciembre, la columna española fue aniquilada casi por completo, incluido el gobernador. La derrota, que fue llamada por los españoles “el desastre de Curalcaba”, alentó la insurrección mapuche y varias otros establecimientos españoles al sur del río Biobio fueron aniquilados (se llamó, la “Destrucción de las siete ciudades”). Había comenzado la Rebelión mapuche de 1598.

lautaro-e1293944880882-610x408 El cacique Pelantaro, quien gracias a esta batalla logró aglutinar a todas las tribus mapuches bajo su mando, se quedó como trofeo con el cráneo del gobernador Óñez de Loyola, que sumó al que ya poseía de… Pedro de Valdivia. En 1608 los cedió como muestra de pacificación, pero el grito ¡Inche ta Pelantaru! (¡yo soy Pelantaro!), recorrió toda la Araucanía como símbolo de emancipación.

Cerámica de los bancos de la Plaza Mayor de Sevilla, realizada por el pintor-ceramista Pedro Navia
Cerámica de los bancos de la Plaza Mayor de Sevilla, realizada por el pintor-ceramista Pedro Navia

Para no dejar las guerras de lado, nos hacemos eco de la conquista de Almería por los Reyes Católicos el 26 de diciembre de 1489. La ciudad había caído en manos de las tropas moras del sultán y emir de Granada (de 1485 a 1486, con el nombre de Mohamed XIII) Abdallah Mohamed, o como era llamado por los castellanos, Al-Zagal (“el valiente”). Era el hermano del rey Muley Hacén, y heredó el trono de Granada en agradecimiento por alinearse con él en contra de su sobrino y usurpador del trono Boabdil. Tras la caída de Málaga, ocurrida en agosto de 1487 después de un duro sitio de las fuerzas castellanas, Al-Zagal se declaró vasallo de los Reyes Católicos dos años más tarde, entregándoles además las ciudades de Almería, Guadix, Almuñécar y Salobreña. Exiliado en África desde 1491, fue encarcelado por el rey de Fez, amigo de Boabdil, quien ordenó que le cegasen.

toma-puente-de-luchana
Toma del Puente de Luchana

Otra batalla que tuvo lugar en estos días, entre el 24 y 26 de diciembre de 1836, fue la Batalla de Luchana,  una de las más emblemáticas de la Primera Guerra Carlista. Estando Bilbao asediado por las tropas carlistas, acude en su ayuda el general Espartero al frente del ejército real, efectuando su ataque a la ciudad en la noche del 24 de diciembre, en Nochebuena. Para un ejército tan cristiano como era el Carlista, este ataque tuvo que suponer una doble afrenta. Los duros combates terminaron con el triunfo isabelino en el día de Navidad y la entrada del General Baldomero Espartero (1793-1879) en el Bilbao liberado.

"El Sitio de París", de Jean-Louis-Ernest Meissonier
“El Sitio de París”, de Jean-Louis-Ernest Meissonier

La Navidad y el Día de Año Nuevo de 1870-1871, los pasó París sitiado por las tropas prusianas del general Helmuth Karl Bernhard von Moltke (1800-1891) llegadas desde el Mosa, una situación que venía soportando desde mediados de septiembre de 1870 y que se alargó hasta el 28 de enero de 1871, fecha en la que la ciudad de la luz, defendida sin éxito por El general Louis Jules Trochu (1815-1896),  fue ocupada por las tropas prusianas. La ocupación de septiembre hizo caer el segundo imperio francés del autoproclamado emperador Carlos Luis Napoleón Bonaparte (1808-1873), quien resultó capturado proclamándose la Tercera República FrancesaEl Cerco de París fue descrito por el escritor y periodista francés Francisque Sarcey (1827–1899) en forma de diario, como uno de los episodios más crudos y tristes de la Historia de Francia.

Aquella Navidad, dice Sarcey, “nadie tenía el corazón para divertirse”. La mayoría de las iglesias estaban cerradas, las calles del centro de París iluminadas de aceite permanecían sumidas en la penumbra solo iluminadas por los escasos restaurantes que permanecían abiertos, sobre todo en el bulevar Montmartre o en los barrios de Montmartre, Ménilmontant y Belleville. Sarcey cuenta que fue aquí donde pudo tomarse “un vino barato” para celebrar la Navidad. Las bromas acerca de mesas copiosas preparadas para las fiestas, le recordaba a Sarcey “con melancólica amargura”, la brillantez de las Navidades parisinas de otros años, llenando sus ojos de lágrimas inundado por los momentos tan crueles que les tocaban vivir a los parisinos.

berlin2-jpg_1234398508

Hoy, 20 de diciembre de 2016, son otras las preocupaciones que nos asolan “con melancólica amargura”. Escuchamos los atroces ataques contra la población siria en Alepo, las inhumanas condiciones de vida de los que huyen de esa guerra mortífera para caer en precarios campos de refugiados turcos sin poder llegar a Europa, las miles de muertes en el mar de quienes lo intentan por otra vía… Nos invade la amargura cuando escuchamos que un niño de tan solo 12 años, germano-iraquí, intentó atentar dos veces con una mochila bomba en un mercadillo navideño en Alemania, y que ayer, un camión de gran tonelaje embistió a la multitud que se agolpaba ante otro mercadillo navideño en Berlín, causando la muerte de al menos 12 personas y heridas de gravedad a otras 48, en lo que parece ser un nuevo atentado terrorista. En estas navidades del 2016, habrá mucha gente que no tenga “el corazón para divertirse”.

AlmaLeonor.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s