EL PORQUÉ DE LAS PALABRAS

EL PORQUÉ DE LAS PALABRAS

Imagen: Tran Nguyen

No tuve amor a las palabras;
si las usé con desnudez, si sufrí en esa busca,
fue por necesidad de no perder la vida,
y envejecer con algo de memoria
y alguna claridad.

Debí amar las palabras;
por ellas comparé, con cualquier dimensión del mundo externo:
el mar, el firmamento,
un goce o un dolor que al instante morían;
y en ellas alcancé la raíz tenebrosa de la vida.
Cree el hombre que nada es superior al hombre mismo:
ni la mayor miseria, ni la mayor grandeza de los mundos,
pues todo lo contiene su deseo.

Las palabras separan de las cosas
la luz que cae en ellas y la cáscara extinta,
y recogen los velos de la sombra
en la noche y los huecos;
mas no supieron separar la lágrima y la risa,
pues eran una sola verdad,
y valieron igual sonrisa, indiferencia.
Todo son gestos, muertes, son residuos.

Mirad al sigiloso ladrón de las palabras,
repta en la noche fosca,
abre su boca seca, y está mudo.

Francisco Brines (extracto).

El Día Azul
30 de julio de 2021.

NADA

NADA

Imagen: Laurel Burch

En la frase “no somos nada” fue donde empezó todo.
Nada éramos en el preciso instante en el que nos besamos por
primera vez,
nada éramos cuando el tiempo nos pisaba los talones
y nada éramos cuando nos dijimos por primera vez
“¿cuándo volveremos a vernos?”
Nada.
No éramos nada tampoco la primera vez que te dolió saber que
conocí a otro
no éramos nada en la décima de segundo que te vi cenar con ella
no éramos nada cuando volvimos a abrirnos en canal
a ser conscientes de que nos queríamos
y nada, nada, “no somos nada”.
Nada desde el día que nos conocimos
y nos contamos que el amor nos daba miedo.
nada en la primera canción donde nos encontramos,
nada en la última en la que nos echamos de menos,
nada a la hora de bloquearnos
nada en la cercanía, nada en los kilómetros,
nada para los amigos, para la familia,
nada para la paz y la tranquilidad para el miedo.
Nunca fuimos nada.
Ni siquiera en el momento en el que nos abrazamos como si
lleváramos toda la vida
esperándonos
ni siquiera cuando perdimos ciertas mitades y
nos cedimos el hombro el uno al otro para llorar.
Nada. Cambiamos el significado a esa palabra
porque nada no era lo correcto para nombrar ciertos algos.
Porque no era nada lo que pasaba cuando temblábamos al
volver a vernos.
No era nada el por qué viniste a buscarme
ni tampoco fue nada por lo que nos perdonamos.
Nada fue el porqué volvimos y volvemos a intentarlo.
Porque no sentíamos nada, no queríamos nada
y porque nada está siendo el motivo
Por el que seguimos aquí
Nada.
Una nada donde el amor se acuesta
una nada donde el amor duerme
una nada donde tú y yo llevamos enamorados
desde la primera vez que dijimos
que no éramos nada.

Candela Tuck
Anatomía de una Herida (2021)

El día Azul
30 de junio de 2021

BELLEZA CRUEL

BELLEZA CRUEL

Imagen: Charles Blackman

Cada noche, al cerrar los ojos,
veo a mi mujer vestirse de largo
y abandonarme por otra mujer,
a mis hijas rezar desnudas a la una,
a mi perro soñar que es un hombre
y a mi deseo que comienza
como un loco furioso a cantar.

Cada mañana, al abrir los ojos,
descubro que en mis sueños
mandé fusilar a un poeta
que escribía mejor que yo,
y luego escribo para remedar su canto,
para que la sangre delatora
de lo que él ya no puede decir
tiña de oro mis palabras.

Nunca la bondad fue una cualidad de la belleza,
pero algunas veces, como en la caracola el mar,
oigo en el corazón de los hombres la ternura.

Alfonso Brezmes
“Vicios Ocultos” (2020)

El Día Azul
30 de mayo de 2021

A MODO DE ORACIÓN

A MODO DE ORACIÓN

Te elevo a las alturas
Te elevo más allá de las nubes
Te elevo a las estrellas

Estás tan cerca del sol
Que sus rayos
Me ciegan
Y dejo de verte

Cierro los ojos
Me apresa la oscuridad
Me apresa la soledad y el miedo

¿Por qué te he elevado tan alto
que ya no te puedo ver?

RYSZARD KAPUSCINSKI

El Día Azul
30 de Abril de 2021

(M.A.V.M In Memorian)

LA MUJER SENTADA

LA MUJER SENTADA

Imagen: Milton Avery

Mujer. Mujer y palomas.
Mujer entre sueños.
¿Nubes en los ojos?
Nubes sobre sus cabellos.

(La visita espera en la sala;
la noticia, en el teléfono;
la muerte crece en la hora;
la primavera, más allá de la ventana).

Mujer sentada. Tranquila
en la sala, como si volara.

João Cabral de Melo.
El Ingeniero” (1945)

El Día Azul
30 de marzo de 2021

DESPEDIDA AL PIE DE UN ROSAL

DESPEDIDA AL PIE DE UN ROSAL

Imagen de Internet sin datos (Painting Art).

Si no hay conocimientos en las cenizas
dejémoslas caer en la belleza frágil
de este rosal que tiembla en el otoño.

¿Amar, qué significa, si nada significa?
Huésped del tiempo esquivo, desnudo ya de mí,
retener el raído esplendor de la existencia
que una vez creí mía,
antes que, apresurado,
me ciegue en el reverso de esta luz.
Y aguardar esta espera sin alguna esperanza,
sentir la fe de nada, pues soplé en las cenizas
y nada hay fuera de ellas:
tan sólo amar, sin pensamiento alguno,
el declinar pausado del Engaño.

Arde extraña la vida, como si contemplase
en mi extinción la ajena,
y no puedo apartar los ojos de su fuego.

Canta en el aire un pájaro,
el pájaro invisible de mi infancia,
el que entonces cantaba ya sin vida.

Arde una brasa aún al pie de este rosal
y no quema mi mano.
Cuánto olor en el aire, y el aire se lo lleva.

FRANCISCO BRINES

El día Azul
(30 de enero de 2021)

PRECAUCIÓN

PRECAUCIÓN

Grafitti en una calle de Barcelona. Fotografía de Jose Antonio López Almena.


Me voy de tu memoria
no vaya a ser que un día
de un modo sorprendente
no pueda abrir los ojos.

Me voy para salvarme
de una muerte segura
en esos falsos cruces
que toman los olvidos.

Me voy porque el crepúsculo
empieza a desdecirse
y cuando se desdice
seguro que se apaga.

Me voy para que el tiempo
mantenga las opciones
de que en cualquier instante
podamos reencontrarnos.

Jose Miguel Junco Ezquerra
La mujer de lava” (Ediciones La Discreta, 2016).

El Día Azul
30 de diciembre de 2020

PALABRAS

PALABRAS

Imagen: Matt Manley

Unas palabras pensé
Unas frases adornadas
Un pensamiento en letras plasmadas

Vienen a mí sueltas
Deseando ser por mi
encadenadas

Brillan un instante
y si no las sujeto,
de mi mano se escapan.

Sentimientos vagando por el aire,
suspiros de madrugada,
estrellas fugaces vagando
en la noche estrellada

Cuando las miro, desaparecen,
cuando las busco, se esconden,
cuando estoy distraído surgen,
cuando no puedo dormir son las dueñas de mis noches.

Son esquivas y selectivas,
son siempre tacañas,
son tan bellas que siempre duele mirarlas

Son mágicas,
son palabras,
son sentimientos con aromas de mar,
primavera y nácar

Son suaves brisas,
son calor del sol,
son música sin voces,
son poesía sin orden,
palabras sueltas sin rumbo son.

Antonio Olivares de Almeida, capitán de navío

El día Azul
30 de noviembre de 2020

HAN DE VOLVER

HAN DE VOLVER

Imagen: Liliana Comes

Han de volver con su fulgor de estrellas
a mi balcón de soledad oscura
con su color y calidez más pura
los besos dulces a buscar sus huellas.

Han de volver con el amor que aquella
primera vez sobre mi piel de albura
me retalló con la pasión madura
el corazón como la flor más bella.

Han de volver a este rincón pequeño
el tacto tierno que quedó olvidado
y aquellos labios de profundo sueño.

Y volverá con esplendor dorado
el mismo sol con su calor risueño
a iluminar mi cuerpo ya inflamado.

Mari Cruz Aguera (Murcia, 1967).

El día Azul
30 de agosto de 2020

RONDA DE LOS COLORES: AZUL

RONDA DE LOS COLORES: AZUL

Imagen: Adrian Laube

Azul loco y verde loco
del lino en rama y en flor.
Mareando de oleadas
baila el lindo azuleador.

Cuando el azul se deshoja,
sigue el verde danzador:
verde-trébol, verde-oliva
y el gayo verde-limón.

¡Vaya hermosura!
¡Vaya el Color!

Gabriela Mistral

 

El Día Azul
30 de julio de 2020