UNO, DOS, TRES (One, two, three, 1961) BILLY WILDER

UNO, DOS, TRES (1961) BILLY WILDER 

unoEstados Unidos. Rodaje en: Berlín, Munich (Bavaria Film Studios) y USA.
108 / 115 min. (Blanco y Negro y Panavisión) United Artists Pictures Inc.
Idiomas: En la película se utiliza el ingles, el alemán y el ruso.
ProducciónThe Mirisch Company and Pyramid Productions.
Presupuesto: 3.000.000$ Taquilla 4.000.000$ (sufrió pérdidas por 1,6 millones$) Tino Balio, “United Artists: La Compañía El cambió la industria del cine”, Uni of Wisconsin Press, 1987
Fecha de estreno: 15/12/1961 (en los USA)

Premios:

  • 1961: Nominada al Oscar: Mejor fotografía (Blanco & Negro).
  • 1961: Globos de Oro: Nominada Mejor película – Comedia y actriz sec. (Tiffin).
  • 1961: Círculo de críticos de Nueva York: 2 Nominaciones.

one-two-three-1962

La película, Uno, Dos, Tres (1961), es quizá el filme más representativo de la etapa histórica denominada como “Guerra Fría”. No solo porque fuera rodada en 1961 cuando aún estaba en pleno auge, sino porque durante su rodaje se construyó el Muro de Berlín,descarga (1) (Berliner Mauer) el oficialmente llamado “muro de protección antifascista” y popularmente conocido como “muro de la vergüenza” que fue alzado en la noche del 12 al 13 de agosto de 1961 y que permaneció dividiendo y aislando el Berlín Occidental del Oriental hasta el 9 de noviembre de 1989, precisamente un día como hoy. En esta película podemos ver el Berlín del día justo antes de la construcción del muro.

Además, Uno, Dos, Tres, contiene, posiblemente, la mayor cantidad de referencias históricas de toda la historia del cine (José-Vidal Pélaz López, Doctor en Historia Conemporánea). Desde luego es una de las películas más brillantes e hilarantes de su director y también de las más arriesgadas, pues hablar en los términos que lo hace del comunismo y el capitalismo en plena Guerra Fría, no le granjeó precisamente muy buena prensa. La película, hoy de culto, fue un fracaso de taquilla.

one-two-three-movie-poster-1020372727

El cartel de estreno en cines de la película, con una mujer con tres globos, fue diseñado por Saul Bass (1920-1996). Wilder pensó en un en un principio un cartel con unos Estados Unidos que salen de una botella al estilo Coca-Cola, pero tuvo que ser sustituido cuando Coca-Cola amenazó con emprender acciones legales contra United Artist por infracción de derechos de autor. Coca-Cola y United Artist ya habían tenido sus más y sus menos desde la película  Ariane (1957), cuando el maduro gigoló Gary Cooper invitaba a beber Pepsi-Cola a una jovencísima Audrey Hepburn, lo que acabó molestando a la gigantesca Cola-Cola Company. Uno, Dos, Tres, fue también, una forma de reconciliarse con ella (o eso creyeron en un principio los magnates de Coca-Cola).

old-school-refreshment-jason-blalock

Con guión de Billy Wilder & I.A.L. Diamond, la película está basada y solo basada, porque lo cambiaron casi todo, en la obra de Teatro “Egy, Ketto, Három” de Ferenc images (3)Molnár (1878-1952), periodista, corresponsal de guerra, dramaturgo y novelista húngaro, de origen judío (nacido Ferenc Neumann, adoptó el apellido Molnar, molinero, de uno de sus personajes), quien también fue autor de El Cisne llevada al cine con Grace Kelly. De toda la obra, Wilder solo llegó a conservar una frase que le hace decir a Scarllett: “señor Macnamara, usted debió cuidarme mejor“. Billy Wilder le dijo a Pamela Tiffin que debía pronunciar muy bien esa frase ya que le había costado mucho dinero.

wilder-diamond-irma-

Como  Billy Wilder  (1906-2002) necesita poca presentación, hablaremos del co-guionista, IAL Diamond (nacido en Rumanía como Itek Domnici, 1920 – 1988) que fue un prolífico escritor de comedias y dramas en Hollywood desde la década de 1940 hasta la década de 1980. Trabajo en la Paramount  Pictures, en la Universal, en la Warner Brothers y en la 20th Century FoxEn 1957 comenzó su colaboración con Billy Wilder en la película Ariane – Love in the Afternoon (con Audrey Hepburn, Maurice Chevalier y Gary Cooper). A partir de ahí, la colaboración de la pareja tuvo como resultado una serie de exitosos filmes incluyendo Uno, Dos, Tres (1961) e Irma la Dulce (1962): Por Con Faldas y a lo loco (1959), El apartamento (1960)  y En bandeja de plata (1966)obtuvieron el Oscar de la Academia y por ¿Qué pasó entre mi padre y tu madre? (1972) el Globo de Oro. En 1969 escribió en solitario Flor de cactus (adaptando el guion para el film del mismo nombre interpretado por Walter Matthau, Ingrid Bergman y Goldie Hawn). En total, Diamond y Wilder escribieron doce películas juntos durante más de 25 años de asociación. A él se debe gran parte de la bis cómica de esta película.

images (1)La música es otro de los aciertos del filme. Es obra de André Previn (1929), pianista, director de orquesta y compositor  estadounidense de origen judío alemán, que fue muchas veces nominado a los premios Oscar. Ganó en las películas Gigi (Vincente Minnelli, 1958); Porgy & Bess (Otto Preminger, 1959); Irma la Dulce (Billy Wilder, 1963); My Fair Lady (George Cukor, 1964).  La curiosidad sobre Previn es que estuvo casado con Mia Farrow, y su hija adoptiva, Soon-Yi Previn está hoy casada con el director Woody Allen.

En la película Uno, Dos, Tres, utilizó fragmentos de “Las Walkyrias” (Wagner), del rock “Itsy-Bitsy Teeny-Weeny” y la “Danza del Sable” un movimiento del acto final del ballet Gayanehdel compositor ruso de origen armenio Aram Kachaturyan (1903-1978), que fue compuesto  en 1942 y que evoca una danza de espadas armenia. En el guion se puede leer: “Esta partitura debe interpretarse moltofurioso. Velocidad aconsejada: 110 millas la hora en las curvas y 140 en las rectas”. Wilder quería imprimir ritmo, mucho ritmo a su película y lo consigue gracias, en parte a esta composición. El grupo de Teatro y Música de Cataluña, La Trinca, hizo una versión en catalán: «Dansa del Sabre» (también su versión en castellano) que habla del 23-F.

9494749_ori

La película cuenta con mucha gente magnífica en la producción final como la Fotografía de Daniel L. Fapp (1904 – 1986) cineasta estadounidense, que era mejor conocido como director de fotografía de West Side Story (1961, por la que ganó un Oscar) y  La Gran Evasión (1963). También fue nominado al Oscar por la fotografía de Uno, dos, tres.

Otro de los grandes fue el Editor Daniel Mandell (1895 – 1987) quien llegó a trabajar en más de 70 películas. Su carrera abarcó películas desde 1924 y mantuvo notables colaboraciones con directores como William Wyler (1933-1946) y Billy Wilder (1957-1966). Mandell había ganado el Oscar a la Mejor Edición de Película con El orgullo de los yanquis (1942), Los mejores años de nuestra vida (1946) y El Apartamento (1960). Ningún editor ha ganado más de tres Premios de la Academia, y sólo otros tres han ganado en tres ocasiones: Ralph Dawson, Michael Kahn, y Thelma Schoonmaker.

La lista podría ser infinita, todos de primera línea:

  • Assistant Director: Tom Pevsner Nació en Dresde, Alemania en 1926. Conocido como Asistente de director, además de por esta película por otras como El Día más largo (1962), El quinteto de la muerte (1955) o Golden Eye (1995), siendo productor asociado en otras de James Bond.
  • Second Unit Director: André Smagghe. Conocido por sus trabajos en películas como Lawrence de Arabia (1962), Los vikingos (1958) ¿Arde Paris? (1966), ha sido también productor e incluso actor en una película francesa (“El ataque viene del Espacio”, 1965).
  • Sonido: Basil Fenton-Smith. Grabador, productor y mezclador de sonido de filmes como El Hombre que pudo reinar (1975), La noche de la Iguana (1964) ¿Qué ocurrió entre mi padre y tu madre? (1972), Rey de Reyes (1961).

10978225_ori

El Reparto es así mismo excepcional. Además de los actores principales, de los que hablaré más tarde, la película cuenta con  Howard St. John (1905-1974) como Wendell P. Hazeltine padre de ScarletHanns Lothar (1929-1967) como el eficaz asistente Schlemmer; Leon Askin (1907-2005), un actor austriaco de origen judío, como el orondo comercial ruso Peripetchikoff; Ralf Wolter (1926), un actor alemán muy conocido con más de 220 películas y series de TV en su haber, como el calvo comercial ruso Borodenko; Karl Lieffen (1926-1999), otro prolífico actor alemán, como Fritz el chofer; Hubert von Meyerinck (1896-1971), uno de los más activos actores alemanes con intervenciones en más de 275 películas, es el Conde von Droste-Schattenburg que adopta a Otto; Lois Bolton, como Melanie Hazeltine, la madre de Scarllet; Peter Capell, como el comercial ruso Mishkin; Kiwe Til (ponente), Henning Schlüter (como Dr. Bauer), Karl Ludwig Lindt (como Zeidlitz), Sig Ruman (como la voz del Conde von Droste-Schattenburg); y la bella y siempre sonriente actriz suiza Liselotte (Lilo) Pulver  (1929), como la exuberante Fräulein Ingeborg, la secretaria del Sr. Macnamara.

10978216_ori

  • James Cagney (1899 – 1986) fue un actor de cine estadounidense, ganador de premios importantes e intérprete de distintos papeles, recordado sobre todo por sus papeles de tipo duro. Fue ganador del premio Óscar 1943 al Mejor actor principal, en el filme Yanqui Dandy (1942). Su primera película importante fue El enemigo público, (1931) de William A. Wellman, de donde es esta famosa escena…

pomelo

… que vuelve a evocar en la película de Wilder.

pomelo bis

Volvió a realizar el papel de gánster en dos películas dirigidas por Raoul WalshLos violentos años veinte (1939) y, sobre todo, Al rojo vivo (1949), donde dirá su frase más famosa, “En la cima del mundo, mamá“. Pero Cagney fue un actor muy versátil que intervino en toda clase de películas, desde comedias hasta dramas, pasando por westerns e incluso adaptaciones de obras de Shakespeare. Destacan en su filmografía Desfile de candilejas (1933), El guapo (1933), Ha entrado un fotógrafo (1933) y Ángeles con caras sucias (1938 por la que fue nominado al Oscar).

En los cuarenta continuó siendo uno de los actores favoritos del público y continuó participando en grandes películas. Una de boxeo, titulada Ciudad de conquista (1940), y la biografía idealizada de Yanqui Dandy (1942), interpretación con la que ganó el Óscar al mejor actor. Este éxito le hizo romper con la Warner y fundar su propia productora, con la que no obtuvo ningún éxito, por lo que tuvo que volver a la productora Warner Bross.

En los cincuenta volvió a trabajar en algunas grandes películas como Un León de las calles (1953), Ámame o déjame (1954, nominado al Oscar), Escala en Hawái (1955) o El hombre de las mil caras (1957). Finalmente, acabó su carrera temporalmente en 1961, cuando protagonizara la comedia Uno, dos, tres, dirigida por Billy Wilder.

 123

James Cagney entiende a la perfección el ritmo que necesita la película. Wilder le pide recitales maratonianos, textos eternos ejecutados en un plano, y Cagney responde a la perfección. No es de extrañar que el director lo considere el hombre perfecto para el papel, alguien nacido para ser C.R. Macnamara. Tal cual se lo dice a Cameron Crowe en Conversaciones con Billy Wilder: “Muchas frases necesitaban un pie, y nosotros pasábamos por encima del pie. Brrrumm, sin parar. Tal cual, a veces nueve páginas de un tirón, y él no se trababa jamás, ni una sola equivocación”.

La película está llena de referencias al cine y a la época de juventud de James Cagney. Por citar algunas: en el reloj de cuco suena el “Yankee Doodle”, cuyo compositor (Doctor Richard Shuckburgh, un cirujano del Ejército Británico) fue interpretado por Cagney (con Oscar incluido) en Yanqui Dandy (1942); Macnamara está a punto de golpear a Otto con medio pomelo, como en El enemigo público (1931); incluso Red Buttons imita al actor en una breve aparición. Hay más, una muestra inesperada dela importancia clave de este actor en particular para llevar el film a buen puerto.

un-dos-tres-billy-wilder

Un día Wilder recibe una llamada temible. Al otro lado del hilo, nada más y nada menos que una furiosa Joan Crawford, que tiene un puesto en el consejo de PepsiCo (tras la muerte de su marido Alfred Steele). La extraordinaria actriz protesta por la campaña de publicidad que la película brinda a Coca-Cola en bandeja de plata. Wilder respira hondo y, como el gran guionista que es, saca partido de la situación con un último gag: Macnamara compra varias botellas de Coca-Cola de una máquina expendedora y para su asombro la última que sale es… una Pepsi. Esa referencia, y una frase de su esposa en la película (“Me pregunto como será trabajar para la Pepsi“) dan el asunto por zanjado.

MV5BMjIzNTQ4ODYzNl5BMl5BanBnXkFtZTcwNTM0MDAxMw@@._V1._SX640_SY691_

Wilder se lo pasa en grande trabajando con James Cagney. Sin embargo, y pese a rendirse a su inmenso talento, lo cierto es que no se llevan bien. En palabras del director, Cagney es un republicano tradicional que vive en su granja y huye del mundanal ruido. Durante el rodaje Wilder lo invita a cenar, pero éste prefiere quedarse con su mujer. Tienen ideas muy distintas. Tras rodar Uno, dos, tres uno de las mayores estrellas del Hollywood dorado decide retirarse, argumentando que la complejidad del guion y las exigencias de Wilder lo han agotado. Puede que su experiencia con Buchholz también tuviera algo que ver. En cualquier caso, no volverá a pisar un plató de cine hasta veinte años más tarde, en el rodaje de Ragtime (1981). Fue su última película.

  • Pamela Tiffin (1942) es una ex actriz de cine estadounidense. Fue descubierta por el productor Hal Wallis para la Paramount Pictures y fue lanzada en una versión cinematográfica de la obra Verano y humo (1961) de Tennessee Williams. Luego protagonizó junto a James Cagney  la comedia One, Two, Three (1961) dirigida por Billy Wilder. Por ambas obtuvo una nominación al Globo de Oro y por Un, Dos, Tres fue nominada al Oscar como Mejor Actriz de Reparto.

images (2)Pamela Tiffin se siente muy intimidada al lado de actores de tanto talento. Al ver su nerviosismo, James Cagney le da un consejo: “Entra en la habitación. Ponte erguida. Mira al otro tipo a los ojos y di la verdad”. Tan simple. Tan sabio.

  • Arlene Francis (20 de octubre de 1907 – 31 de mayo de 2001) fue una actriz, presentadora radiofónica y panelista de concursos, de nacionalidad estadounidense. Fue conocida por su larga trayectoria como presentadora en el concurso televisivo What’s My Line?, en el que actuó con regularidad a lo largo de 25 años, desde 1950 hasta mediada la década de 1970. Su padre Aram Kazanjian, de origen armenio, a los 16 años estudiaba arte en París cuando supo que sus padres habían muerto en una de las masacres hamidianas perpetradas por el Imperio Otomano en Anatolia entre 1894 y 1896. Emigró a los Estados Unidos y se hizo fotógrafo retratista, abriendo un estudio propio en Boston a principios del siglo XX. Más adelante, Kazanjian pintó lienzos de temas naturales, vendiéndolos en subasta en Nueva York.

optimized-arlene-francis-james-cagney-billy-wilder-one-two-three

Francis llegó a ser una conocida figura de la radio neoyorquina, presentando varios programas. Mujer pionera en el mundo de la televisión, fue una de las primeras en presentar un programa que no era de naturaleza dramática o musical. Entre 1954 y 1957 fue presentadora y editora de Home, un programa de la NBC orientado a las mujeres concebido por el presidente de la cadena, Sylvester Weaver, para complementar los programas Today y The Tonight Show. La revista Newsweek sacó en portada a Arlene Francis llamándola “primera dama de la televisión” Además, Francis presentó Talent Patrol mediada la década de 1950.

También actuó para el cine, debutando con el papel de prostituta en Murders in the Rue Morgue (1932), junto a Bela Lugosi. Francis fue escogida para el papel a pesar de que su única experiencia interpretativa era un pequeño papel en una producción Shakespeariana llevada a cabo en la escuela en la que recientemente se había graduado. También trabajó en la versión televisiva de la obra Laura (1968), la cual había interpretado varias veces en la escena. Su última actuación cinematográfica tuvo lugar en la película de Billy Wilder Fedora (1978). Francis escribió una autobiografía en 1978 titulada Arlene Francis: A Memoir con la ayuda de una antigua amiga, Florence Rome.

  • Horst Buchholz (1933 – 2003), fue un actor alemán, recordado por su actuación en el film Los siete magníficos (1960), Cervantes (1967), Estambul 65 (1965) o la serie española Réquiem por Granada (1991). Trabajó en más de sesenta películas durante su carrera entre 1952 y 2002.

image_lossietemagnificos_01

Era hijo de un zapatero berlinés que durante la Segunda Guerra Mundial fue evacuado a Silesia y al final de la guerra vivió en una casa de acogida en Checoslovaquia. Al regresar a Berlín debuta en el teatro en 1949. Pronto trabaja en Berlín Oeste en el Teatro Schiller, en la radio o en pequeños trabajos de doblaje a partir de 1952. Obtiene un papel medianamente importante en “Marianne de Ma Jeunesse” (1954) dirigido por Julien Duvivier. Alcanza reconocimiento al ganar el premio al mejor actor en el festival de Cannes en el film “Himmel ohne Sterne” (1955). Su físico le posibilitó trabajar en filmes como “Die Halbstarken” (1956) o “Bekenntnisse des Hochstaplers” (1957) en la cual fue protagonista y fue dirigido por Kurt Hoffmann que se había basado en la novela de Thomas Mann. A partir de 1959 comenzó a aparecer en películas extranjeras  y se le llega a conocer como “el James Dean alemán“.

one two three ruski go home

Actor versátil, trabajó en comedias, películas de terror, bélicas y otros géneros a lo largo de la década de 1960. La calidad de las películas en las que participó disminuyó a partir de mediados de los años 1970, con trabajos para televisión. Roberto Benigni le ofreció un papel en la oscarizada La Vida es Bella (1997).

La.Vida.Es.Bella.03

Falleció de pulmonía en Berlín a la edad de sesenta y nueve años siendo enterrado allí, en el Waldfriedhof Dahlem. En su lápida figura una imagen suya en la película Un, Dos, Tres.

450px-Friedhof_Heerstr_Grabstein_Horst_Buchholz

El peor tipo con el que James Cagney se cruza en sus 51 años carrera es Horst Buchholz. El joven actor alemán se pasa todo el rodaje intentando destacar por encima de Cagney, que no sólo es el verdadero protagonista de la película, sino que además es James Cagney.  Acaba hasta el gorro, más aún si tenemos en cuenta que, en su opinión, Billy Wilder no pone en cintura con suficiente vehemencia al impertinente jovencito. En los últimos días de rodaje Horst Buchholz tiene un accidente de coche en Múnich, borracho como una cuba, y debe ser hospitalizado de urgencia. Casi no lo cuenta. Wilder decide trasladar el equipo a un plató de Hollywood. Sólo son dos días de rodaje en un hangar, exactamente los que corresponden al final de la película, pero tras el susto con Buchholz las aseguradoras no quieren correr más riesgos.

LA PELÍCULA:

Uno, dos, tres es una película dirigida por Billy Wilder y estrenada en 1961. Ambientada en la Época de la Guerra Fría. C.R. MacNamara, representante de una multinacional de CocaCola en Berlín Occidental, acaricia desde hace tiempo la idea de introducir su marca en la URSS. Desde su oficina, en el Berlín Occidental de la posguerra, sueña con que llegue ese día mientras se entretiene con su secretaria y procura pasar por alto las excentricidades de su no muy desnazificada plantilla. Sin embargo, en contra de sus deseos, lo que su jefe le encarga es cuidar de su hija Scarlett, que llega a Berlín esa misma tarde. Se trata de una díscola y alocada joven que, con dieciocho años, ya ha estado prometida en cuatro ocasiones. Pero lo peor es que, eludiendo la vigilancia de MacNamara, la chica se enamora de Otto Piffl, un joven comunista que vive en la Alemania Oriental.

b6prgg

La comedia en estado puro. De vuelta al Berlín de su juventud, ciudad símbolo de la Guerra Fría donde ya había rodado otra de sus grandes películas, Billy Wilder se mofa del miedo a una posible conflagración nuclear y propone una ácida y trepidante crítica a los dos grandes sistemas en liza: el comunista, al que retrata a través de un tozudo, impetuoso y no muy lúcido jovenzuelo con la cabeza llena de consignas, y el capitalista, que tiene su máximo exponente en ese cínico, hábil y manipulador jefe de ventas capaz de explotar al máximo las debilidades de cuantos le rodean. El conflicto entre las grandes potencias se reduce así al capricho amoroso de una joven millonaria y malcriada y a los mecanismos de corrupción, tanto personal como institucional, de un mundo en el que se empieza a imponer el pragmatismo a ultranza. De la mano de Wilder, cada detalle visual, por mínimo que pueda parecer, cada línea del guion funcionan como un golpe directo a todo aquello que critica sin permitir que el espectador pierda en ningún momento la sonrisa.

i054542

 La sombra de Lubitsch: Antes, mucho antes, de rodar Uno, dos, tres, Wilder ya había trabajado este motivo desde el guion de Ninotchka (1939). Por todos es bien conocida la influencia que Ernst Lubitsch ejerce en su colaborador, pero más allá de su famoso “toque”, las dos películas que citamos tienen paralelismos evidentes: ambas tratan el choque entre dos modelos económicos y sociales, con un inflexible personaje surgido del frío (allí Greta Garbo, aquí Horst Buchholz) y un tramposo encantador empeñado en seducirlo para que cambie de bando (James Cagney por Melvyn Douglas). Incluso los tres funcionarios soviéticos tienen su correspondencia en los tres simpáticos aliados de la Garbo en el film de Lubitsch.

One Two Three 1

Macnamara, capitalista redomado, sólo piensa en subir peldaños. Otto, comunista dogmático, limita su discurso a una colección de airadas consignas. Schlemmer, de pasado nazi, golpea marcialmente sus botas. El presidente de la Coca-Cola, provinciano de Atlanta, luce sombrero vaquero y groseros modales de nuevo rico. Los funcionarios soviéticos, mezquinos y peripatéticos, venden su sistema de valores por unas faldas… Y podríamos seguir. La tendencia de Wilder a construir personajes desde la caricatura, exagerando de una sola pincelada un rasgo de su carácter, tiene su máximo exponente en Uno, dos, tres.

500full

Billy Wilder se va a dormir la noche del doce de agosto de 1961 y se levanta la mañana del trece… con una pared de más. Al abrigo de la oscuridad, mientras Berlín duerme, el ejército de la RDA levanta un muro que separará la ciudad durante casi treinta años. El telón de acero del que hablaba Winston Churchill se vuelve de hormigón. No hace falta decir que es un drama para el conjunto de la población alemana, pero también para el equipo de rodaje. El muro se erige justo en uno de los sets de rodaje de la película. También es mala suerte, demonios. La puerta de Brandenburgo, otro de los escenarios principales del film, también es cerrada a cal y canto. Wilder y su equipo se trasladan a los estudios de la Bavaria Film en Múnich y recrean el set para poder acabar las escenas.

onetwothree

Así las cosas, los ánimos no están para comedias sobre la Guerra Fría y menos si se sitúan en Berlín. La película es un fracaso en los Estados Unidos y en Alemania. En otras partes va muchísimo mejor y de hecho, tras la caída del muro, los alemanes llenan las salas para volver a verla, ahora sí con el ánimo dispuesto a reírse de las propias miserias.

onetwothree1

Una de las escenas más famosas de la película es el bamboleo de la secretaria de Macnamara subida sobre la mesa al ritmo de la Danza del sable (Aram Jachaturián, 1903-1978) mientras los tres funcionarios soviéticos dan palmas encantados de la vida. De repente, uno de ellos se saca un zapato y empieza a aporrear la mesa. En un extremo de la sala un retrato de Nikita Khruschev baila al son de la música, cae al suelo y revela una foto de Stalin escondida detrás. La escena puede leerse como un guiño (homenaje sería decir mucho) a uno de los episodios más famosos de la vida del por entonces mandatario soviético. Un año antes, en una sesión de la ONU, Khruschev se sacó el zapato en señal de protesta y lo golpeó en repetidas ocasiones contra la mesa. Un despiporre digno de una comedia de Wilder, en el seno de las Naciones Unidas.

images (5)Los funcionarios rusos ofrecen un habano a Macnamara y dicen que tienen un acuerdo con Castro. Él les manda cigarros y ellos misiles. Un año más tarde los Estados Unidos descubren que la URSS ha instalado bases de misiles en Cuba, dando lugar a la peor crisis de la Guerra Fría. Wilder, el vidente.

Wilder nace en Austria y no se instala en los Estados Unidos hasta los 28 años de edad, pero su filmografía revela hasta qué punto comulga con los ideales (y los traumas) del estilo de vida americano. Por ello a nadie le debería extrañar que Uno, dos, tres muestre una mayor simpatía por el bloque capitalista que por el comunista. Sin embargo, Wilder no es, ni muchísimo menos, un reaccionario: durante la Caza de Brujas del senador McCarthy, en una reunión de directores de Hollywood, un importante directivo reta a la sala a levantar la mano si están en contra de las políticas anticomunistas, seguro de que nadie se atreverá a decir ni mu. Para su sorpresa se levantan dos manos solitarias: John Huston… y Billy Wilder.

one-two-three

Pocos directores en todo el cine norteamericano están tan legitimados para bromear sobre los nazis. Wilder perdió a su madre, a su abuela y a su padrastro en los campos de concentración y durante toda su vida fue muy reacio a hablar sobre el tema. Por eso se puede permitir a personajes como Schlemmer y el periodista, ambos de pasado nazi. Uno, dos, tres contiene varias referencias a la historia reciente de Alemania, sembradas con ingenio lacerante en una época en la que las heridas aún no están cerradas. Años más tarde intenta dirigir La lista de Schindler (1992) y aunque Spielberg se lleva el gato al agua se rumorea que el ya anciano director echa una mano con el guion. Wilder va a ver la película una, dos, tres, cuatro veces… Cuando Fernando Trueba le pregunta por qué repite una y otra vez, su respuesta es desarmante: “A lo largo de toda mi vida he intentado averiguar cómo murió exactamente mi madre. Y no lo he logrado. En La lista de Schindler aparecen muchos extras judíos y siempre la busco entre ellos. Cuando me siento en la sala, se apagan las luces y empieza la película… busco a mi madre”.

Algunas consideraciones más:

maxresdefault

Uno, dos, tres fue prohibido en Finlandia en 1962-1986 por razones “políticas” – se temía que la película iba a perjudicar las relaciones entre Finlandia y la Unión Soviética. Estados Fotos Finlandia trató de la película estrenada en cines en 1962, 1966 y 1969, pero no fue hasta 1986 cuando el Consejo finlandés de Clasificación Cinematográfica permitió que la película será distribuida.

onetwo

Uno, dos, tres se emitió en la ABC en el programa Domingo Noche de Película el 31 de enero de 1965. Fue recibido con entusiasmo en Alemania en 1985 su re-estreno en salas de cine.  Uno, dos, tres se le dio una gran re -premier en una gran actuación al aire libre en Berlín, que fue transmitido simultáneamente por televisión. La película llegó a pasar un año en las salas de cine de Berlín, ya que fue redescubierto por los ciudadanos de Berlín Occidental.

UN-DOS-TRES-3

Uno, dos, tres no le fue bien, ya sea en los EE.UU. o en la taquilla alemana.  La historia alegre Este-Oeste de Berlín se sentía mucho más siniestro en el lanzamiento,  tras la construcción del muro en Berlín. Hoy, es un filme de culto. Si no lo has visto, ponte a ello enseguida, uno, dos, tres… ¡ya!

 

 

 

AlmaLeonor

Estas son algunas de las webs de donde se ha sacado esta información. También de una Enciclopedia del Cine que tengo en casa desde hace años y de algunos de los comentarios del profesor Pelaz en una reciente clase:

http://www.filmaffinity.com/es/film459265.html
http://www.filmaffinity.com/es/film459265.html
https://www.filmin.es/blog/15-claves-que-quizas-no-conozcas-sobre-uno-dos-tres
http://lapiedraalta.wordpress.com/2012/02/03/avila-en-el-cine-orgullo-y-pasion-1957/
http://www.todocoleccion.net/clasicos-cine-33-orgullo-pasion-grant-sinatra-loren-novaro-1959~x26873780
http://cine.estamosrodando.com/filmoteca/uno-dos-tres/ficha-tecnica-ampliada/

Anuncios

8 Replies to “UNO, DOS, TRES (One, two, three, 1961) BILLY WILDER”

  1. Es una gran peli, a mí me gustó mucho, me divertí mucho con ella, tiene escenas impagables, para mí lo mejor de largo el James Cagney, me gustaría respnder como él ante las situaciones de stress, siempre encuentra salida el jodido.

    Besos Almita.

    Me gusta

  2. Estimado blogger,

    Soy Natalia, Responsable de Comunicación de Paperblog. Quisiera disculparme por dejarte un comentario en el blog, pero no he encontrado otra manera de contactarte. Tras haberlo descubierto, me pongo en contacto contigo para invitarte a conocer el proyecto Paperblog, http://es.paperblog.com, un nuevo servicio de periodismo ciudadano. Paperblog es una plataforma digital que, a modo de revista de blogs, da a conocer los mejores artículos de los blogs inscritos.

    Si el concepto te interesa sólo tienes que proponer tu blog para participar. Los artículos estarían acompañados de tu nombre/seudónimo y ficha de perfil, además de varios vínculos hacia el blog original, al principio y al final de cada uno. Los más interesantes podrán ser seleccionados por el equipo para aparecer en Portada y tú podrás ser seleccionado como Autor del día.

    Espero que te motive el proyecto que iniciamos con tanta ilusión en enero de 2010. Échale un ojo y no dudes en escribirme para conocer más detalles.

    Recibe un cordial y afectuoso saludo,
    Natalia

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s